>Viaje al Oeste (9) Citas

>

“No puede ser condenado quien desconoce la existencia de una norma”

Es evidente que la ley y la justicia no siempre coinciden, pero es que ésta parece ir difuminándose poco a poco al amparo de aquélla. Al menos en el mundo actual. Parece que los antiguos chinos, al menos sus proverbios, tenían más presente la relación que debe existir entre ambos términos: las leyes existen para poder impartir justicia, y no para sustituir a ésta. Con este pensamiento es lógico que quien no conoce una ley no pueda ser castigado por infringirla, son tantas y tan desconocidas para tantos tantas de ellas. Pero eso no parece importar demasiado en un mundo que promulga que “el desconocimiento de una ley no exime de su cumplimiento” y, como es lógico, no podemos cumplir aquello de lo que no tenemos conocimiento, lo que nos puede abocar a procesos kafkianos en los que no comprendamos cuál es nuestro delito, o involucrarnos en terribles problemas por defendernos o por no hacerlo en la forma en que dicta una ley del todo ajena a nuestro conocimiento.

A veces los antiguos proverbios chinos son bastante clarividentes, al tiempo que nos sumen en cierta depresión al comprobar cómo se ha ido deteriorando el sentido de la justicia con el paso de los siglos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s